jueves, 31 de octubre de 2013

Seminocturnas de otoño.... ¡¡prometen!!

Nos han cambiado la hora y por tanto recortado la tarde. Estos globeros no estamos dispuestos a seguir soportando recortes y menos los que con nuestros focos podamos evitar, jejeje, así que, el pasado martes iniciamos la primera salida de los miércoles con el nuevo horario.

Así pues, el martes (yo no podía el miércoles) me acompañó el gran Koronado en esta aventura que comenzó a las 16,30 en el Pincho de la Feria. Se nos presentaba una tarde con un viento infernal así que dedicamos un momento para estudiar al enemigo y plantear una estrategia, una ruta, que nos permitiera llevarlo de culo la mayor parte del tiempo. También teníamos que contemplar que la vuelta, de noche, tenía que ser por caminos conocidos y en la medida de lo posible, sin imprevistos. Así que decidimos tomar la vía verde hacia el Canal de la Estancadilla, para alejarnos de la ciudad rumbo Balazote y posteriormente y brujuleando caminos que nos permitieran rodar con viento a favor, siempre con la ciudad al fondo a babor.

Tan animada era la charla, donde entre otros temas, comentamos la quedada familiar y rutas por Peñascosa, que llegamos al primer núcleo urbano de la tarde. Más despistados que Colón en su primer viaje, yo decía que estábamos en El Salobral mientras que mi acompañante aseguraba que pisábamos Los Anguijes. Pues ni lo uno ni lo otro: estábamos en Las Santanas de Arriba, ese extraño pueblo tan desunido. Pues una vez ubicados, lo mejor era llegar hasta el Trasvase y, ahora sí, tomar dirección Los Anguijes por el margen del canal que con eolo a favor nos permitía llevar un crucero por encima de los treintaytantos km/h.

Así, poco a poco y viendo la hora que se iba haciendo, decidimos que lo mejor era girar de retorno ya que nos quedaban otros veintitantos km para llegar y el atardecer estaba en todo lo suyo. Pusimos rumbo al salobral y antes de llegar tomamos camino a Aguas Nuevas. Era momento de encender los focos y por supuesto, del reportaje gráfico.








Como he dicho antes, teníamos muy claro que en esta primera nocturna teníamos que tirar por caminos conocidos, sin tráfico, así que al pasar Aguas Nuevas decidimos echar dirección Casa Juárez. La noche ya era una realidad y con ella la caída de temperatura que a nuestro amigo Koro, con los brazos al aire, le atacaba duramente.






Destacar la calidad de este foco, obsequio de mis queridos globeros por mi cumpleaños, que supera de sobra las necesidades y que nos será muy útil este invierno. Para evitar deslumbramientos lo llevaba apuntando unos metros por delante de nosotros (posición "cortas") pero cuando lo levantaba un poco, el cañón se mostraba en todo su esplendor haciendo el día a todo lo que teníamos por delante. Tanto que al pasar junto a Casa Juárez nos cruzamos con un rebaño de ovejas y el pastor atemorizado nos confesó que creía que lo que venía era una cosechadora, jajaja....

Llegados la la ciudad a eso de las 19.00 tuvimos que perdonar la cervecita de los campeones si no queríamos pillar un catarro de los buenos al enfriarnos. 

En resumen, hicimos algo más de 50 km a una media de 22 km/h en 2h 18'. Las calorías consumidas fueron muchas sobre todo para hacer frente al frío...



Buen puente !!

5 comentarios:

  1. ¡Cuánto me gustaría poder participar en éstas rutas!, ....ya sabéis mi pasión por rodar con el foco.

    Me alegro que lo hayáis pasado tan bien como de costumbre, y es cierto a máxima potencia alumbran mucho, ya os conté que a mí (con los dos focos encendidos) me vino a parar la Guardia Civil cuando iba por un camino.

    Pues nada, que vengan muchas más y lo paséis muy bien, ya las iréis contando, al menos las disfrutaré "virtualmente".

    Por cierto, Coro, ya no queda más remedio que guardar la equipación corta y tirar de los ropajes de invierno.

    Un saludo y buen puente.

    ResponderEliminar
  2. Muy buen relato, con la inclusión de los recortes.....como debe de ser...
    La verdad que los días son muy cortos y el foco se hace necesario si queréis aprovechar la tarde.
    Un saludo y buen finde....

    ResponderEliminar
  3. ¡Que ruta más buena! Con focos y todo. La verdad que esos focos pueden dar mucha vida en estos días tan cortos. En cuanto el relato, fenomenal, y la foto del ocaso, preciosa.

    A ver si nos vemos pronto encima de la bici.

    Saludos Globeros...Edu

    ResponderEliminar
  4. Estupenda ruta semi nocturna, no hay que perder tiempo, y tirar de focos fenómeno, como las fotos estoy con Edu, la foto de la puesta estupenda, saludos.

    ResponderEliminar
  5. Muy buen relato Yellow. Èl regalo del foco, de lo màs práctico. un saludo.

    ResponderEliminar